contacto

Historia Dominicana

Sábado
May 27
Tamaño del texto
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Inicio Historia Colonial Frank Moya Pons: "Las Dos Aboliciones de la Esclavitud"

Frank Moya Pons: "Las Dos Aboliciones de la Esclavitud"

E-mail Imprimir PDF

A diferencia de lo que ocurrió en Hispanoamérica y las Antillas, en donde la esclavitud fue abolida una sola vez y para siempre, en la colonia española de Santo Domingo el régimen esclavista tuvo que ser abolido dos veces.  Las dos aboliciones de la esclavitud que se llevaron a cabo en Santo Domingo no resultaron tampoco de ninguna campaña abolicionista como las que iniciaron entonces varias sociedades humanitarias, europeas y norteamericanas, que querían poner fin al comercio de esclavos.  Por el contrario, ambas aboliciones fueron el resultado de dos invasiones militares ejecutadas por los gobernantes haitianos Toussaint Louverture, en  1801, y Jean Pierre Boyer, en 1822.
 
La primera de estas invasiones tuvo como propósito unificar la isla bajo un solo gobierno que protegiera la libertad de los esclavos adquirida después de una larga y sangrienta guerra contra Francia e Inglaterra.  La segunda invasión buscó igualmente unificar la isla con la intención de salvaguardar la independencia de Haití, amenazada por un grupo de aventureros franceses que buscaban reimponer en Haití en orden esclavista colonial.

A diferencia de otros países en donde la esclavitud fue abolida como resultado de pugnas internas o por la presión de las sociedades abolicionistas de la época, en Santo Domingo la esclavitud fue liquidada por invasores extranjeros amparados en la fuerza militar.
 
La primera abolición de la esclavitud efectuada por Toussaint Louverture en 1801, se llevó a cabo en medio de grandes tensiones con los refugiados franceses procedentes de la vecina colonia de Saint-Domingue que se habían mudado a la colonia española con sus esclavos.
 
Cuando Toussaint llegó con sus tropas a Santo Domingo a finales de enero de 1801, no sólo tuvo que enfrentar cierta resistencia militar, sino también la negativa de muchos dueños de esclavos que escondieron a sus sirvientes en varias naves y una fragata surtas en el puerto para evitar darles la libertad.  Toussaint Louverture había llegado a Santo Domingo como representante de Francia y con el propósito de tomar posesión de la colonia española pues ésta había sido cedida por España a Francia en 1795.
 
Amparado en esa autoridad, Toussaint exigió al gobernador español que impidiera que esas naves zarparan e hiciera desembarcar a todos los esclavos para darles inmediatamente la libertad, cosa que el gobernador Joaquín García Moreno se vio precisado a ordenar.  García trató de favorecer a algunos dueños de esclavos solicitando a Toussaint que dejara embarcar con sus amos a los esclavos domésticos, pero la documentación disponible sugiere que Toussaint no accedió a esa petición.
 
Algunos historiadores dicen que Toussaint Louverture dictó una proclama decretando la abolición de la esclavitud en Santo Domingo, pero el texto de esta proclama no se conoce y parece haberse perdido.
 
Aun cuando no hubiera habido proclama, lo cierto es que todo el mundo en Santo Domingo entendió que la llegada de Toussaint significaba la terminación de la esclavitud, y así fue aceptado.  Esta abolición fue formalizada en el Título Segundo, Artículo Tercero de la nueva Constitución Política de la Colonia de Saint-Domingue, decretada en agosto de 1801, en donde se hizo constar que “en este territorio no pueden subsistir esclavos, la servidumbre esta abolida para siempre, todos nacen, viven y mueren libres y franceses”.
 
Para siempre no quedó abolida la esclavitud en esa ocasión pues apenas seis meses después, en febrero de 1802, llegó a Santo Domingo una enorme flota francesa conduciendo 60,000 soldados con el propósito de derrocar a Toussaint Louverture y restituir en orden colonial esclavista en toda la isla.
 
Los franceses lograron tomar el control de la antigua colonia española de Santo Domingo y aquí restablecieron la esclavitud.  En la parte occidental de la isla, los antiguos esclavos rebelados derrotaron a los franceses y se separaron de Francia proclamando la independencia de Haití el 1 de enero d 1804.
 
A pesar de que en las dos décadas siguientes hubo varios intentos de rebelión por parte de los esclavos de la parte española, el orden esclavista no fue alterado hasta el 9 de febrero de 1822.  En esa fecha el Presidente de Haití Jean Pierre Boyer llegó a Santo Domingo encabezando un imponente ejército de 12,000 hombres y, luego de recibir los honores correspondientes en el Ayuntamiento y en la Catedral, lanzó una “Proclama al Pueblo” en la cual decretó que “sobre este suelo de libertad ya no hay esclavos”.  
 
 
El ensayo  "Las dos aboliciones de la Esclavitud" fue escrito por Frank Moya Pons y tomado de su libro "La Otra Historia Dominicana", publicado en la Republica Dominicana en el 2008)

 

 

Resaltados

 

Un nuevo libro de Alejandro Paulino Ramos: "El Paladión: de la ocupación militar norteamericana hasta la dictadura de Trujillo"

Está circulando desde el juveves 15 de diciembre el libro: "El Paladión": de la ocupaci...

 

Alejandro Paulino Ramos escribe: "Orígenes y trayectoria de la sociedad civil en la República Dominicana, 1916-1961"

 (Este ensayo acerca de los "Orígenes y trayectoria de la sociedad civil en la Repúblic...

 

20 de octubre de 1961: "!Libertad!, !Libertad! El grito de Octubre" y "Los masacrados del octubre de 1961"

 ¡Libertad! , ¡Libertad! El grito de octubre" y  "Los masacrados de Octubre del 1961"...